Motor Opel GTC

Escasa oferta diésel

En Carnovo:
  • IVA incluido
  • Servicio en concesionarios oficiales
  • Impuesto de circulación incluido
  • Garantía incluida a nivel nacional
  • Incluye matriculación

Algo que hay que dejar claro de este Opel GTC es que, a pesar de su estética deportiva y apariencia de coupé, no es un coche deportivo en lo que a la conducción se refiere. Gran parte de la culpa la tiene su peso, por encima de los 1.500 kilos, que hace no tenga un comportamiento tan dinámico, especialmente en carreteras de curvas, donde se perciben algunos balanceos. No obstante, esto se puede corregir un poco, si activamos el modo de conducción Sport, que modifica la respuesta del motor, la dirección y el comportamiento del chasis con el sistema FlexRide de estabilidad adaptativa, que es opcional, y le un punto extra de agilidad al GTC.

Otro elemento interesante que mejora el comportamiento en curvas del coche es la suspensión en el eje anterior que Opel denomina HiPerStruts y que mejora el agarre y el paso por curva, reduciendo los movimientos de la carrocería. En general, el tarado de las suspensiones es más bien firme, incluso cuando se elige los modos Normal y Tour, destinados a una conducción más relajada, pero no absorben muy bien las imperfecciones del terreno, cuando circulamos por carreteras en mal estado.

Tampoco es un coche especialmente rápido, debido a su peso, sobre todo, montando el motor diésel de 136 caballos, aunque hay que decir a su favor, que el turbo entra en funcionamiento a un régimen muy bajo y la respuesta es inmediata al acelerador. En cambio, las mecánicas de gasolina ofrecen un mejor rendimiento cuando la aguja alcanza la zona media-alta del cuentavueltas, lo que también se traduce en unos consumos más elevados. La dirección de asistencia eléctrica es precisa y gira muy rápida y el coche muestra un comportamiento muy noble y estable por autovía, especialmente, si equipa las enormes llantas de 20 pulgadas opcionales.

El GTC ofrece una gama de motores reducida, con dos opciones de gasolina y una diésel, cuyas potencias oscilan entre los 136 y 200 caballos. también cuenta con la versión más prestacional OPC, de 280 caballos. Todos van asociados a un cambio manual de seis marchas.

Motores de gasolina del Opel GTC

La oferta arranca con el 1.4 turbo de 140 caballos, con un consumo medio oficial de 6 litros una aceleración de 0 a 100 km/h en 9’8 segundos. Le sigue el bloque de 1.6 litros turbo de 200 caballos, capaz de alcanzarlos 100 km/h en 8 segundos y declara un consumo mixto de 6’3 segundos. Por último, el motor de la versión deportiva OPC es un 2.0 turbo de rinde 280 caballos, alcanza una velocidad máxima de 250 km/h, acelera de 0 a 100 km/h en 6 segundos y consigue un consumo medio oficial de 8 litros.

Motores diésel del Opel GTC

La única opción de gasóleo consiste en un 1.6 CDTI de 136 caballos, que no resulta especialmente rápido. Acelera de 0 a 100 km/h en 10’2 segundos y declara un consumo en ciclo combinado de 4’3 litros.