Motor DS DS 3

Hasta diez variantes posibles

En Carnovo:
  • IVA incluido
  • Servicio en concesionarios oficiales
  • Impuesto de circulación incluido
  • Garantía incluida a nivel nacional
  • Incluye matriculación

No cabe duda de que la base del DS 3 es buena, teniendo un chasis con el que competir mano a mano con el Audi A1 aunque no resulte tan divertido al volante como el Mini Cooper, además de un repertorio de motores que han sido aclamados a nivel internacional como es el caso del 1.2 tricilíndrico. En lo que al cabrio respecta, el ruido del aire a la hora de circular hace que el más mínimo desnivel de la carretera sea mucho menos placentero que la versión hatchback.

La suspensión es bastante rígida y, aunque resulta algo seca, es capaz de evitar el cabeceo o el balanceo de la carrocería en las curvas. El medio Kilómetro 77 destaca también el tacto de los pedales (aunque quedan en una posición incómoda para los conductores que sean altos) y del cambio, siendo más preciso que muchos otros modelos del Grupo PSA. La dirección, por el contrario, no es nada intuitiva y no parece reaccionar con los movimientos de las ruedas.

Por desgracia, en el caso del DS 3 Performance las sensaciones no han sido las que se esperaban, según comenta el medio británico Top Gear: pese a que usa el mismo motor del Peugeot 208 GTI y su diferencial Torsen, la entrega de potencia carece de carácter, la dirección no responde como debería y la suspensión es demasiado rígida. En términos de experiencia al volante se ve superado por la mayoría de ‘cohetes de bolsillo’ como el Ford Fiesta ST, el Mini Cooper S o el Audi S1.

El DS 3 tiene la suerte de contar con hasta diez posibles variables de motor, pues tiene los PureTech de tres cilindros, el THP de cuatro cilindros y distintas versiones del motor diesel BlueHDi. La potencia del vehículo compacto puede abarcar desde los 75 caballos del diesel más básico hasta el THP 1.6 turbo del DS 3 Performance, que logra alcanzar una cifra de 208 caballos de potencia.

Motores gasolina del DS 3

Los PureTech dominan la parte inferior de la gama de gasolina, con motores que parten de los 82 caballos hasta los 130, incorporando caja de cambios de cinco o seis marchas manual, la ETG para PureTech 82 y la automática EAT6 en el caso del PureTech de 110. El motor de cuatro cilindros está tanto con 165 caballos como con 210 caballos, siendo este el propulsor que monta el DS 3 Performance.

Motores diesel del DS 3

En el apartado de los diesel es bastante más directo, teniendo un motor de 75 caballos, otro con 100 y otro con 120, todos ellos niveles de potencia de un mismo motor BlueHDi 1.6. Dentro de su segmento tiene los motores diesel que menos consumen en carretera, por lo que si lo que se quiere es una experiencia menos deportiva o más ahorradora, pueden ser una opción interesante.