Cuándo pasar la itv de un coche nuevo

por

En un artículo anterior os hablábamos de cuáles son las ITV más baratas y muchos de vosotros mostrasteis bastante interés por el tema. A raíz de esto, hemos considerado que podría resultaros interesante que ampliásemos más información sobre este proceso de inspección técnica de los vehículos, sus requisitos y cómo tener más garantías para pasar la ITV.

¿Todavía no tienes coche o estás pensando en comprar uno nuevo? Descubre nuestro comparador de ofertas de coches nuevos de concesionarios oficiales y recibe cinco presupuestos de tu vehículo favorito en menos de 24 horas.

Compara ofertas

La revisión de la ITV

Todos los vehículos matriculados en España, ya sean turismos, caravanas, camiones o ciclomotores, entre otros, salvo dos excepciones, están obligados a pasar la ITV.

Estos vehículos que están exentos de pasar la ITV son, por un lado, los motocultores agrícolas y máquinas equiparadas y, por otro, los vehículos especiales que se dedican a obras y servicios, y maquinaria cuya velocidad no rebase los 25 km/h.

La fecha y periodicidad con la que se debe pasar la ITV de los vehículos variará en función de una serie de aspectos, como son la clase de vehículo, de la fecha de matriculación, uso al que esté destinado y la antigüedad.

Primera ITV de un coche nuevo

Si recientemente acabas de adquirir un turismo, posiblemente te preguntes cuándo pasar la ITV de un coche nuevo. Está estipulado que los vehículos de uso privado dedicados al transporte de personas con capacidad máxima de nueve plazas se encuentran exentos de pasar la ITV durante los primeros cuatro años.

Una vez que cumplen los cuatro años y hasta la década de vida deberán pasar la inspección de manera bianual (cada dos años), mientras que a partir de los diez años se hará cada año.

Hay que dejar claro que la antigüedad del coche quedará reflejada a partir de la fecha de matriculación que aparezca en el permiso de circulación y no en la tarjeta ITV del vehículo. Sobre esa fecha quedará establecida siempre la frecuencia de las inspecciones.

Documentos necesarios para la ITV

Para realizar la Inspección Técnica de Vehículos es preciso presentar una documentación básica que ayude a acreditar la matriculación del vehículo y la propiedad del mismo.

Entre los documentos necesarios para la ITV se encuentran los siguientes:

  • Ficha técnica, también denominada Tarjeta ITV, en el caso de que haya pasado con anterioridad la ITV.
  • El permiso de circulación del coche.
  • Acreditar que se tiene contratado el seguro obligatorio. Con el último recibo al corriente de pago será suficiente.
  • En determinadas comunidades pueden solicitar el DNI del conductor.

Requisitos para pasar la ITV

Para no llevarse una sorpresa desagradable es preciso que conozcas qué miran en la ITV para decidir si un coche puede circular o no.

A continuación te indicamos un listado de las faltas graves de la ITV aproximado o, dicho de otro modo, los aspectos del vehículo que los empleados revisarán seguro:

  • Número de bastidor: debe coincidir con la documentación.
  • Exterior del vehículo: la carrocería. Los elementos de seguridad no deben presentar corrosión ni haber aristas cortantes.
  • Interior del coche: asientos bien anclados.
  • Alumbrado
  • Bocina: debe funcionar.
  • Limpiaparabrisas
  • Cinturones de seguridad
  • Lunas del parabrisas: posibles grietas o roturas.
  • Retrovisores: estén bien fijados y en correcto estado.
  • Neumáticos: profundidad del dibujo.
  • Frenos
  • Suspensión
  • Análisis de gases
  • En el foso revisarán las fugas de gasolina o aceite, catalizador, las rótulas de dirección, depósito de combustible, el sistema de escape, etc.

Mucha gente opta por pedirle al taller que se ocupe de pasar la ITV del coche. De este modo, ellos se responsabilizan de garantizar que el vehículo cumple los requisitos para pasar la ITV e incluso de pedir cita a la ITV y llevarlo ellos mismos. Esto es lo más cómodo y seguro para el propietario del coche, no obstante, supone un sobrecoste adicional que no todos estarán dispuestos a pagar.

¿Y tú qué? ¿Sueles encargarte tú o prefieres que lo haga tu taller de confianza? Sea como fuere, si te ha parecido interesante nuestro artículo o quieres aportar algo más, no dudes en comentárnoslo en los comentarios.

  • No hay comentarios

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *