por Víctor Delgado

Ford Mondeo híbrido 2018: prueba de consumo

La transición entre los coches con un motor de combustión y los vehículos movidos únicamente por un sistema de propulsión 100% eléctrico está cada vez más avanzada. Pero mientras el asentamiento de estos últimos se consuma, el mercado ofrece a los usuarios la posibilidad de comprar un automóvil con un sistema híbrido. Los hay con GLP (gas licuado de petróleo), GNC (gas natural comprimido), hidrógeno (aunque no en España)… y eléctricos.

De este último tipo es precisamente el Ford Mondeo híbrido, una berlina potente que promete unas buenas prestaciones a cambio de un consumo medio de combustible bastante ajustado. Tengo que reconocer que este tipo de motores me parece casi perfecto, pues te permiten circular por la ciudad sin gastar prácticamente una gota de combustible y, si quieres

Como ya sabes, puedes configurar tu Ford Mondeo híbrido o cualquier otro coche nuevo en Carnovo.com. Así ahorrarás más de 4.000 euros de media en la compra de tu coche nuevo. Tan solo tienes que elegir tu modelo favorito en nuestro configurador… ¡y ya lo tienes! En menos de 24 horas recibirás en tu correo electrónico las mejores ofertas de los concesionarios oficiales más cercanos a ti.

Ford Mondeo híbrido: consumo real

Debajo del capó el Ford Mondeo híbrido esconde un bloque de gasolina de 2.0 litros asociado a un motor eléctrico que, de manera conjunta, entregan 187 CV de potencia. Con esta combinación, la berlina norteamericana acelera de 0 a 100 km/h, sobre el papel, en 9,2 segundos. No obstante, en función de nuestras mediciones, la cifra se reduce hasta los 9,1 segundos en condiciones reales de conducción.

En cuanto al consumo medio de combustible, bien es cierto que Ford ha sido menos optimista que otros fabricantes que, escudándose en un sistema híbrido, homologan cifras de consumo ridículas con potencias que superan ampliamente los 300 CV y que apenas se acercan a la realidad. Pero el resultado es de unos 4,2 l/100km oficiales que parecen más que razonables. ¿Lo son?

Pues… casi. Después de someterlo a nuestro recorrido de 100 km, el ordenador de a bordo ha registrado un gasto medio de 4,8 l/100km, y el surtidor de la estación de servicio nos ha “chivado” una cifra un poco más alta, pero más que razonable en cualquier caso. Los consumos quedan de la siguiente manera:

  • Consumo oficial: 4,2 l/100km.
  • Consumo según el ordenador de a bordo: 4,8 l/100km.
  • Consumo real según nuestra prueba: 5,3 l/100km.

¿Cómo realizamos esta prueba?

Para llevar a cabo esta prueba de consumo hemos trazado una ruta de 100 kilómetros que transcurre a partes prácticamente iguales por autovía y autopista, ciudad y carreteras secundarias. Lo que hacemos es llenar el depósito hasta que este no admite ni una gota más de combustible. De esta forma, cuando volvamos a la estación de servicio y llenemos de nuevo del depósito de combustible hasta que no quepa nada más, el surtidor nos revela cuántos litros ha consumido en una conducción lo más mixta posible.

Conclusión

Que un coche tenga 187 CV de potencia, un peso que supera la tonelada y media, más de 4,85 m de longitud y sirva para desplazarse en familia o cómodamente por ciudad o carretera suele implicar un gasto medio de combustible superior a los 8 l/100km. Sin embargo, el Ford Mondeo híbrido cumple con todas las premisas anteriores homologando una cifra de 5,3 l/100km en conducción real.

Por lo tanto, si te quieres comprar una berlina generalista pero con calidad, que gaste poco y que además sea respetuosa con el medio ambiente, es una de las mejores opciones que puedes contemplar. Y más si piensas que sus principales rivales, como el Opel Insignia Grand Sport o el Peugeot 508, aún no cuentan con alternativas híbridas en su gama.

  • Nota de la prueba de consumo de Carnovo: 8.
  • No hay comentarios

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *