por Alex León

¿Cuánto cuesta recargar un coche eléctrico?

Los coches eléctricos aún están en pleno desarrollo, pero se pueden ver en nuestro país y poco a poco son más las marcas que cuentan con al menos uno en su repertorio. Uno de los principales puntos a su favor es que al utilizar la corriente eléctrica para impulsarse no necesitan parar en gasolineras. Ahora bien, ¿cuál es el coste real de rellenar la batería de estos vehículos? Dado que están llamados a ser el futuro de la automoción, no está de más saber este tipo de información.

¿Cuánto cuesta recargar un coche eléctrico?

En primer lugar, sale más barato cargarlo de noche que de día ya que las facturas son más elevadas en las horas de sol que en las nocturnas: por cada kWh de energía eléctrica, el precio medio está entre los 0,06 euros de noche y 0,15 de día. Con estos datos se puede calcular el coste de cargar la batería, multiplicando la media con la capacidad de la batería del coche eléctrico en cuestión.

Estos precios son lo que se conoce como la Tarifa del Vehículo Eléctrico, aprovechado los momentos en los que sale más rentable. La hora punta, de 13:00 a 23:00, es la más cara, la intermedia o periodo valle es de 23:00 a 01:00 y de 07:00 a 13:00 mientras que el momento más rentable para cargar coches eléctricos es el periodo supervalle: de 01:00 a 07:00.

En el caso del Renault Zoe, por ejemplo, recargar la batería de noche saldría por 1,32 euros de noche y 3,3 euros de día con la batería normal de 22 kWh, mientras que con la batería opcional de 41 kWh estas cifras aumentan a 2,46 euros de noche y 6,15 euros. Esta batería opcional cuenta con una autonomía de 400 kilómetros según el ciclo NEDC, por lo que en total saldría a 61 céntimos a los 100 cargarlo de noche y 1,5 euros cada 100 kilómetros si se carga de día. Ahora bien, a esta cantidad siempre hay que añadirle los impuestos pertinentes.

Todo esto depende de si el usuario de un coche eléctrico está en el mercado regularizado o en el liberalizado. El regularizado (Precio Voluntario al Pequeño Consumidor), con precio reglamentado por el Gobierno, se factura según el precio eléctrico horario con un contador digital o con la media si es con un contador analógico. En cambio, la tarifa de libre mercado permite fijar un precio trimestral o anual para el consumidor, sin estar sujetos a la variabilidad del mercado regulado.

También es necesario diferenciar los diferentes tipos de tarifas existentes en la actualidad: para los usuarios domésticos existen la tarifa común, la tarifa con discriminación horaria y la tarifa del Vehículo Eléctrico. En el primer caso, se calcula el precio medio del kW por hora – por ejemplo, con estas cifras utilizar el Zoe saldría a 1,95 euros cada 100 kilómetros según cifras oficiales, aunque estas cifras varían del estilo de conducción o de si hay muchas subidas o bajadas en el trayecto.

Estos cálculos hacen referencia a cuando cargamos nuestro coche eléctrico en nuestras casas – teniendo adaptadores para ello, que la propia marca facilita en muchos casos. Ahora bien, también puede ocurrir que sea necesario cargar el coche en zonas públicas: en algunos sitios puede ser gratis (con la idea de que sea más popular el uso de coches eléctricos) y en otros será de pago, pero se calcula que ronde el euro por cada 100 kilómetros.

  • No hay comentarios

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *